27/3/07

COMO MOLA LA NIEVE (EN TUS SUEÑOS CAPERUZITA)

Bueno, supongo que la mayoría veis las noticias, yo por lo menos sí, pero no me hacia falta ver los titulares de la semana pasada…simplemente tenía que abrir la ventana para descubrir la terrible nevada que nos estuvo asolando desde el lunes noche….que terrible, que desolación, que ventiscas, que de todo, madre mía…y solo hacia unos pocos días que nos había dicho sonrientemente la chica del tiempo “entramos en la primavera”…y tonto de mi que voy y me lo creo…lo que digo…que triste.

Pero eso no es lo peor, lo peor es que todo el mundo que no es de Burgos y que no conoce las condiciones polares extremas que vivimos aquí los burgales, duros como ninguno, lo peor es que te digan “jo que suerte tenéis, esta nevando en Burgos, que bonito” NOOOOOOOOOO, la nieves es traicionera, puede parecer muy bonita de lejos o desde la ventana, es incluso puede serlo…pero no cuando tienes que ir a trabajar a las 6.30 de la mañana…no…no es nada divertido limpiar el coche a bajo cero, o conducir haciendo patinaje..norlll, que se lo digan a todos los que descubrieron la comodidad de las cunetas, o los pobres camioneros que tienes que pasar dos días parados en sus camiones…que dura es la nieve.

Pero bueno, realmente no soy tan “anti-nieve” pero es que esta semana pasada me ha tocado un poco las narices…si no tuviera que trabajar me encantaría, y cuando eres un chaval te lo pasas como un enano…pero ya digo, cuando trabajas y tienes que desplazarte en coche es bastante incordio.

Bueno, y os dejo con la tira, ya que el martes por la mañana tocaba ir a trabajar….no habían pasado los quitanieves, y ya había bastante nieve, decidí ir y aunque fui despacio (en segunda casi todo el rato) un trayecto que hago en 15 minutos tarde algo mas de 1 hora. Y tonto de mi que a la vuelta, en la que ya habían limpiado los quitanieves bastante las calles, al ir algo más confiado, voy y me salgo, juas juas, no fue nada, pero se me quedo la rueda atrancada en el hielo. Eso me dio una lección de humildad, y de no confiarse en la carretera, que es muy peligroso. Pero también me enseño y me hizo pensar en otra cosa, ya que nada más patinar y salirme, 2 coches pararon y se pusieron a ayudarme a sacarlo del hielo, y otro con un 4x4 dio la vuelta a la calle y me engancho para sacarlo, por lo que estuve menos de 5 minutos atascado. Esto me hizo pensar en lo que solemos decir (y mucho más los cristianos) de lo mal que esta el mundo, pero yo no lo creo, creo que hay gente dispuesta a ayudar como ellos y que hay gente que van a hacer que este mundo vaya a mejor. A los que me ayudaron y a los que ayudaron a otros coches a sobrevivir en el caos de la nieve, muchas gracias, :)

Publicar un comentario